< RECINTO

"RECINTO" (2006)

< TEXTOS

FRAGMENTO DEL TEXTO DEL CATÁLOGO

GABRIELA FRANCONE

"(...) Un horizonte íntimo, cotidiano, de límites desdibujados, despliega Mara Facchin en la sala de la galería Del Infinito. Un living.

 

El sillón, un biombo, un armario, un espejo, una boisserie, repisas y cuadros. Una mesa ratona de Ana Lizaso (invitada para la ocasión) completa la muestra. Un horizonte doméstico en la planta baja de un edificio señorial con piso de parquet y molduras, que, acaso a su pesar, se aviene periódicamente al arte contemporáneo. Los muebles (dibujados y pintados digitalmente) se recortan sobre los lienzos. Algo de modelo para armar tiene el conjunto, de decorado, de marco para una representación escénica. Un universo ligero y frágil (como un origami), una suerte de juego a escala real. En las obras, de refinada factura (Facchin trabaja en el límite de las posibilidades digitales para lograr las texturas y colores deseados), creemos ver solapas sugeridas, zonas de pliegues posibles. Facchin vuelve sobre sus pasos. Nos muestra el revés de la trama. Vestigios de la construcción. Trazos del dibujo subyacente, la textura aplicada, las líneas de guía o de corte, los planos de color. Los artilugios de la representación horadan la superficie, ya que este apretado perímetro doméstico se resquebraja aquí y allá. Los objetos y muebles representados (y ploteados) en la tela o el vidrio pierden, de súbito, su espesor o sus sombras. Facchin juega con la ambigüedad de la figura y el fondo, con planos rebatidos y transparencias, sombras imprecisas o arbitrarias, y engendra un paisaje doméstico delgado como la película plateada del espejo. Un universo de apariencias como membranas o estratos. Finalmente algo de la condición etérea de la información digitalizada tienen estas obras. (...)"

Mara Facchin © 2015

Diseño Web: Maite Guelerman